cp contrato

Hacer un buen uso del móvil a través de un contrato con el menor, con la idea de educar y proteger

 

Patricia Peyró @kontrolparental

Recientemente, y tras celebrarse el Día Mundial de Internet , la Policía Nacional ha lanzado a través de la red social Twitter un consejo que ha generado cierto revuelo: el uso de smartphones y tablets por los menores de edad debería estar regulado por contrato.

Se trataría de un contrato privado que afectaría a los menores de 13 años con el que se pretendería regular el buen uso de los dispositivos y gadgets presentes en el hogar, minimizando de este modo los riesgos vinculados a un uso temprano. Las cláusulas del contrato-tipo recomendado por la policía, cuyas intervenciones en Twitter son bien conocidas porque suelen ser simpáticas, están cargadas de sentido común e inciden en el control parental.

Los españoles usamos Apps y compartimos noticias vía whatsapp

La edad media de adquisición de un primer teléfono móvil se establece en los 11 años, aunque el inicio es a partir de los 6.

Una nueva película imprescindible para los interesados en la psicología relacionada con la era digital

Una nueva película imprescindible para los interesados en la psicología relacionada con la era digital

El contrato pretende ser una guía privada y flexible a medida que el niño se vaya haciendo mayor.  La consigna es el control parental, no “fiscalizar al menor”, como sucediera en la película Hombres, Mujeres y Niños de Jason Reitman.

Este es el resumen de las normas que se deben pactar de común acuerdo entre padres e hijos:

  1. El dispositivo se comprará conjuntamente con el hijo, para que conozca aspectos como la garantía o datos de interés como los accesos de seguridad como el PUK.
  2. La configuración e instalación de aplicaciones y programas se harán con el niño para que aprenda.
  3. Los primeros usos se harán monitorizados por el padre.
  4. El padre instalará los filtros y medidas de control parental oportunos para la edad del chico.
  5. El niño se comprometerá a usar el dispositivo siguiendo las normas establecidas por sus padres y centro escolar.
  6. Habrá de adaptarse a los horarios y lugares establecidos para su utilización
  7. Los códigos de acceso serán conocidos siempre por el progenitor hasta que el niño sea algo más mayor.
  8. Los padres deben supervisar, no “cotillear” las conversaciones y respetar la privacidad de su hijo.
  9. La supervisión será más intensa al principio en la medida en que el niño vaya aprendiendo.
  10. Las redes sociales se permitirán a partir de la edad recomendada, que se encuentra en los 13 años.
  11. El niño no añadirá a desconocidos o entablará contactos con personas extrañas .
  12. Si surgen dudas, los padres deben estar a disposición del menor para resolvérselas y si hubiera algún acoso podrían contactar con la policía.
  13. El joven no compartirá fotos comprometidas o inapropiadas. Sus padres le explicarán estas cuestiones LINK
  14. Se prohibirá expresamente el uso del móvil al irse a la cama.
  15. El nuevo usuario no usará el dispositivo para insultar o acosar a otros niños.
  16. No compartirá contenido ofensivo.
  17. Sus padres le explicarán los riesgos de ciertos juegos y Apps.
  18. Hay un compromiso de cumplir todas estas cláusulas por parte del joven usuario.
  19. El niño atenderá a las llamadas de sus padres al móvil.
  20. Evitará adicciones, en una actitud de “controlar la tecnología”, en lugar de que “la tecnología le controle a él.”